En todo el mundo gamer se festejan los 21 años de Winning Eleven, el videojuego de fútbol que vino a revolucionar el mundo del balonpié virtual allá por el 2000. ¡Festejemos juntos con un buen SHOOOT!

 

Muchos recordarán tardes interminables en casa de amigos jugando al fabuloso “Winning Eleven” para Playstation ahora es más conocido como Pro Evolution Soccer (PES) la version europea de este gran juego.
Una gran jugabilidad y simulación más el equilibrio justo de acción arcade lo convirtió rapidamente en el juego predilecto de finales de los ´90 y principios del 2000.

Recordemos que años anteriores muchos de nosotros disfrutamos también en version Sega Genesis y Super Nintendo del gran “International Super Star Soccer Deluxe”. Si bien estos juegos poco tenian que ver, si estaban relacionados, ya que los dos eran de Konami y representaban una innovacion en los videojuegos de fútbol que iba creciendo rápidamente y parecía no tener techo.
Con la revolución 3D de las consolas 32 bit nace el juego “Jikkyou World Winning eleven” (Goal Storm en USA) habría un antes y un después. Este juego sería el punto de partida de un éxito sin precedentes de la franquicia Winning Eleven desplazando devastadoramente a su competidor del momento “FIFA INTERNATIONAL SOCCER”.
En Playstation a partir de Winning Eleven 3 (1998) ya podíamos deleitarnos con plantillas de jugadores parecidas a las reales y cada jugador con su propia caracteristica individual. Con las siguientes continuaciones gozariamos de licencias con nombres de jugadores reales, camisetas reales y atributos especiales característicos de algunos cracks como la velocidad y gambeta de Ronaldo, la precisión de Del Piero y la potencia de Batistuta. La jugabilidad de Winning Eleven era su más grande mérito: las jugadas en equipo eran indispensables para romper las defensas, los jugadores eran inteligentes y te ayudaban a marcar y a pasar al ataque (quién no recuerda a aquellos defensas que se paraban en cada uno de los palos y sacaban pelotas de gol en los tiros de esquina), barras de potencia de disparo y estamina, cansancio y lesiones, torneos de liga con compra de jugadores, ¿¿Qué mas se podía pedir?? Pues mucho más por supuesto. No nos bastaba con manejar a antojo nuestro equipo queríamos ser Dioses.

 

we4

 

 

LA GENERACIÓN HACKEADA
Es asi que empiezan a aparecer cerebros que con un poco de lógica y algunos conocimientos empiezan a hackear los juegos de fútbol de nuestra querida Playstation y gracias a su sistema de “Memory cards” logran revelar muchos de los secretos de su programación. ¿Para que? para modificarlo a su antojo. Vale la pena destacar como con mucho trabajo pudieron descubrir formatos de compresión de graficos y video exclusivos de Sony y como así también descifrar rutinas hexadecimales. Simplemente estos tipos eran unos genios.
Como el conocimiento es patrimonio de la humanidad empezarían a aparecer editores de atributos, editores de gráficos y hasta de sonido a los que todos teníamos acceso libre y por supuesto aparecieron lo que denominaron “parches”: archivos compilados que aplicados con un software especial (parcheadores) modificarian nuestro juego original. En muchos de los casos lo mejoraría totalmente. Podríamos actualizar nuestros jugadores a la temporada en curso, se agregaría a aquel juvenil que fichó nuestro club hace apenas unos meses, camisetas actualizadas, botines multicolor, músicas y cantos reales de nuestra hinchada y por supuesto hasta se podria agregar nuestro equipo de barrio y recrear inclusive el campeonato entero de nuestro país. Las posibilidades fueron y son aún ilimitadas. En este sentido los campeones del parche fueron los brasileños. Muchos de ellos aún siguen editando este famoso juego de futbol. Ya en el 2013 los parches eran moneda corriente para los jugadores de PES y también los FIFA de PC, Xbox 360 o playstation 3.
Hoy en día la franquicia Winning Eleven ha caído en un pozo creativo importante. La repetición, la falta de inovaciones, y el retroceso sobretodo en jugabilidad han hecho que su competidor de antaño FIFA SOCCER lo haya superado en mucho de estos aspectos. Sin duda en este momento FIFA es el Nro 1 en juegos de fútbol.

 

We fue hackeado por fans agregando sus equipos y jugadores preferidos.

 

“La generación del parche” nunca hubiera sido posible sin violar los controvertidos Derechos de Autor y todo tipo de modificaciones a un juego original es aún muy controvertida bajo las leyes antipirateria. Pero hay que reconocer que la mejoración y la personalización de aquellos juegos de fútbol en el apogeo de la Gris de Sony escribió las páginas más gloriosas de aquél recordado y por siempre victorioso WINNING ELEVEN.